Bunko Papalote, A.C.

Leer para transformar...

Primer Espacio de Reflexión con familias en Xalapa, Febrero 2014

Los días 25 y 26 de Febrero, en  Xalapa, tuvimos el primer espacio de reflexión con familias del 2014.


En esta ocasión nuestro objetivo fue compartir con mamás y papás algunos de los conceptos relacionados con la lectura, desde los cuales, Bunko Papalote sustenta sus acciones dentro de los talleres con los niños.






Generalmente, solemos desarrollar nuestras reuniones con alguna lectura que nos parezca propicia para
compartir con mamás y papás.
Para esta reunión el libro que leímos fue:   ¡Me como esa coma! de José Antonio Millán. Un texto que, sin duda alguna, nos ayudó a reflexionar acerca de la importancia de utilizar las comas con la formalidad debida.



Las familias pudieron expresar cuál fue la página que más llamó su atención o que les generó alguna duda respecto al uso de la coma; y es que las ilustraciones de Emilio Urberoaga, hacen de este texto una revisión formal del lenguaje, pero de manera divertida y amena.

Los papás y mamás asistentes pudieron además dialogar en grupos pequeños acerca del sentido de la lectura en sus vidas, de los eventos que marcaron su acercamiento a la lectura y de las razones que los llevan a buscar un espacio como Bunko Papalote para sus hijos e hijas.

El tema estuvo a cargo de nuestra compañera Irene de Hoyos Parra quien abordó los aspectos literarios  de nuestra metodología enfocándose en lo que significa el acto de leer desde la mirada de Bunko Papalote y lo que implica ser lector o formar a un lector como parte del trabajo que realizamos dentro de los talleres de lectura con niños y jóvenes.

Esperamos que los papás y mamás que no pudieron asistir en esta ocasión a la reunión, puedan acompañarnos en las dos reuniones que quedan pendientes en este año 2014. Su presencia es importante porque nos permite dialogar y conocernos un poco más. Solo así podemos mejorar nuestro trabajo, generar una dinámica de escucha atenta y recíproca que beneficie a nuestra comunidad.

Aquí les compartimos algunos comentarios de las familias asistentes, agradeciéndoles su participación y entusiasmo.

-“(Asistir a las reuniones)  me ayuda a entender la dinámica y sentido de los talleres” (Marina, mamá de una niña de 3 años).

-“Me ayuda a escuchar a otros” (Andrea, mamá de un niño de 2 años).

-“Lo disfruto y aprendo, recuerdo qué significa Bunko Papalote en nuestras vidas” (Roberto, papá de un niño de 12 años y otro de 6 años).

















Comentarios